Cerámica ibérica

¡Hola a todos y a todas! Hoy os traigo algunos ejemplos del conjunto de cerámica ibérica que podéis ver en la primera planta del Museo Arqueológico de Murcia.

 

1a036635fa6697f0dd9b6b78dd0167b2

Decantador

enlace foto

Tipología: Decantador o urna con pico vertedor

Procedencia: Los Molinicos, Moratalla.

Cronología: Siglos V – IV a.C.

Equivalencias: Aranegui 1981, forma F2.

Descripción: Recipiente cerámico profundo y cerrado, aunque no tanto como las ánforas, con la base cóncava indicada, el perfil suele ser más o menos globular, no presentan asas y la decoración suele ser muy sencilla. En este caso, presenta decoración geométrica pintada en bandas. El atributo que caracteriza a este tipo y lo diferencia del resto de tinajas, es el pitorro vertedor en el tercio inferior de la vasija.

La presencia de base les permite tener equilibrio sobre el suelo, su gran tamaño y el pequeño diámetro de la base requieren el uso de soportes y, al igual que con las ánforas, por su contenido se utilizarían con tapaderas. También se diferencia de las ánforas en la boca, que al ser más amplia lo hace más apropiado para el almacenaje que para el transporte.

Bonet y Mata lo clasifican como tinaja con pitorro vertedor del subtipo sin hombro.

Siguiendo esta misma clasificación, en cuanto a la pasta, serían de clase A, es decir de cerámica fina. Con una pasta compacta, dura, de sonido metálico, sin impurezas visibles y con una sola coloración en la pasta. Cocidas siempre a altas temperaturas, las superficies son tratadas (engobes, bruñidos o alisados) eliminando todas las impurezas.

Su característico pitorro ha sido el punto central de los estudios que se han realizado en cuanto a su funcionalidad. La propuesta de Giró en 1958 como vaso decantador de cerveza ha sido aceptada por la bibliografía posterior, convirtiéndose en uno de los pocos recipientes ibéricos con funcionalidad específica. Otras posibles funcionalidades que se han considerado han sido la de decantador de vino, decantador de agua con partículas en suspensión, blanqueado y desinfección de ropas… Pero siempre teniendo en común la decantación de algún líquido. Por ello lo incluimos en la categoría de uso doméstico.

El decantador sin hombro suele ser el más común, datados desde finales del siglo VI a.C. hasta la época Iberorromana, según Conde i Berdós.

800px-Kalathos-verdolay2

Kalathos

https://es.wikipedia.org/wiki/Kalathos

Tipología: Kalathos cilíndrico.

Procedencia: Sepultura nº 500, Cabecico del Tesoro, Verdolay

Cronología: Siglo II a.C.

Descripción: Es un Kalathos cilíndrico de pasta cerámica común y de color rojizo. Las figuras presentan un color amarronado debido al proceso de cocción. Este kalathos se presenta completo tras un proceso de restauración en el que han sido reensambladas las distintas piezas que fueron halladas.

De esta pieza cerámica, destaca especialmente la decoración pictórica que presenta, del tipo Elche-Archena. Está compuesta por distintos motivos zoomorfos y vegetales. La principal figura parece representar un lobo en actitud agresiva rodeada de vegetación, por lo que parece estar representando a este lobo en su medio natural, como sería un bosque. Encima y debajo de esta escena también hay motivos geométricos, compuestos de bandas horizontales.

El Kalathos suele ser empleado para el almacenaje de distintos tipos de granos o bien de líquidos, pero por su aparición en contextos funerarios le atribuimos un carácter simbólico y ritual junto al ajuar del difunto.

 

800px-Oinochoes-ibericos-murcia

Oinochoes de boca trilobulada

https://es.wikipedia.org/wiki/Museo_de_Arqueolog%C3%ADa_de_Murcia

Tipología: Oinochoes de boca trilobulada

Procedencia: Sepultura 37 de Cabecico del Tesoro, Verdolay.

Cronología: siglos III – II a.C.

Descripción: Se trata de dos oinochoes de boca trilobulada, fabricados con pasta rosácea común. Ambas presentan cuerpos esféricos y asas similares, aunque de distintas dimensiones. Están fabricados con una pasta rosácea común. En general, su estado de conservación es muy bueno.

En cuanto a la decoración, en ambas predominan los motivos vegetales del estilo Elche-Archena en el centro de las piezas, apareciendo representadas las figuras mediante pigmentos que se han amarronado durante el proceso de cocción. También presentan decoración con motivos geométricos, situados en las zonas superiores e inferiores de la pieza y enmarcando a los motivos vegetales.

Normalmente, estos oinochoes tendrían una función doméstica, al ser utilizados principalmente para el almacenamiento de líquidos, aunque, probablemente, también podrían haber tenido algún tipo de uso sacro en rituales religiosos, por haber servido de contenedor de elementos que se utilizarían en dichos rituales y por ello hemos decidido integrarlos en esta categoría.

 

P1010068

platos de borde reentrante

 

enlace foto

Tipo de pieza: páteras o platos de borde reentrante.

Procedencia: Los Molinicos, Moratalla. Cabecico del Tesoro.

Cronología: siglos VI-  IV a. C. Ibérico Antiguo e Ibérico Pleno.

Descripción: recipientes abiertos y planos, que llevan casi siempre decoración en el interior y/o exterior, sobre todo en el Ibérico Pleno, como vemos en la cerámica central. El pie puede ser alto o anillado.

Decoración geométrica simple o estilo 1 en la cerámica central, con un conjunto de líneas simples en el borde; mientras que las otras dos no presentan decoración, algo propio de este tipo de cerámica, ya que normalmente no tienen, pero si la llevan es en el centro o rara vez en el borde.

Mata y Bonet clasifican estas cerámicas como cerámicas de Clase A o cerámicas finas, y dentro de ellas, Grupo III, tipo 8 (platos).  Dentro del tipo que estamos hablando, pertenecen al subtipo 2, o platos con borde reentrante o Pátera, los cuales se han considerado unas imitaciones de la vajilla de barniz negro, pero, existen desde antes del 700 a. C. una serie de semejantes con decoración pintada, de barniz rojo o cerámica gris, por lo que a la hora de valorar este tipo hay que considerar las dos corrientes. Pueden aparecer desde el Ibérico Antiguo hasta época Iberorromana, sin mucha variedad; y presentan dos tamaños: grandes y pequeños.

Presentan una gran multifuncionalidad, pero se le atribuye comúnmente a este grupo una función doméstica, debido a su aparición en lugares de habitación. Aunque el uso principal de estas páteras es funerario y sacro, por su influencia claramente griega y por su aparición en contextos funerarios de necrópolis. Además, presentan un simbolismo muy parecido al de los vasos caliciformes, suministro de alimentos al difunto y un uso en rituales religiosos. Por ello, a pesar de su posible uso doméstico por su lugar de aparición y su forma de vajilla, hemos decidido situarlo en el uso funerario, ya que han sido encontrados con mayor frecuencia en contextos funerarios de necrópolis.

Este grupo se caracteriza por una pasta compacta, dura, de sonido metálico, sin impurezas visibles y con una sola coloración en la pasta. Son cocidas siempre a altas temperaturas y sus superficies son tratadas por engobes, bruñidos o alisados, eliminando todas las impurezas.

 

descarga (1)

Fragmento de urna ovoide

 

enlace foto

Tipología: Fragmento de urna ovoide. Fragmento de vaso “La Diosa de los Lobos”.

Procendencia: Umbría de Salchite, Moratalla

Cronología: Cronología sin precisar. Aproximadamente siglos II-I a.C.

Descripción: Es un recipiente de pasta cerámica común y de color rosáceo. Las figuras están pintadas en color rojizo que, tras el proceso de cocción, se ha amarronado.

La figura principal presenta lo que se presupone que es una mujer por sus siluetas. Es una de los escasos ejemplos de figuras pintadas de frente en la cultura ibérica. Hay cierta discusión sobre si es su cara verdadera o bien se trata de una máscara. Las caderas son muy sinuosas, las piernas no están puestas de frente, sino de perfil y las rodillas están pintadas de forma prominente. Los brazos son muy cortos y desproporcionados con respecto al resto del cuerpo. Alrededor de la figura femenina hay otros dibujos con motivos vegetales, animales y arquitectónicos y por ello ha sido considerada por los investigadores como una representación de una diosa. La tipología de la figura de la diosa tampoco es clasificable dentro de los tipos conocidos para la iconografía ibérica.

Al tratarse de un fragmento de urna posiblemente tuviese una función funeraria o bien de tipo sacra, por contener algún elemento que se utilizase para rituales o como propia urna cineraria.

 

Espero que os haya servido de ayuda.

¡Un saludo!

 

Fuentes:

Información del autor.

LILLO CARPIO, P., 1993: El poblado ibérico fortificado de Los Molinicos. Moratalla (Murcia), Colección Documentos. Serie Arqueología nº4, Editora Regional de Murcia.

MATA PARREÑO, C. y BONET ROSADO H., 1992: “La cerámica ibérica: ensayo de tipología”, Estudios de Arqueología Ibérica y Romana, Valencia, 89, pp. 117 – 175.

PY, M., 1993: Dictionnaire des céramiques anciennes (DICOCER).

TORTOSA, T., 2006: Los estilos y grupos pictóricos de la cerámica ibérica figurada en la Contestania, Mérida: Consejo superior de Investigaciones Científicas.